Bruno a la ducha

Ayer mientras jugaba con mi regalón, haciendole cariños en su cuello sentí una pequeña protuberancia. Era un parásito, así que Bruno a la ducha y medicamentos!.

En realidad fue una ducha de a dos, quedé tan mojado como él. Al menos no me voy a procupar por tener garrapatas!.

2 respuestas a Bruno a la ducha

  1. Si por revisarlo día a día fue que le pillé el bicho.
    Pobrecito, snif. Pero ahora esta limpiecito, medicado y perfumado, listo para seguir durmiendo en mi cama (mi habitación también la tuve que desinfectar «por si las moscas»).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *